Mi trabajo se basa en el uso de las propiedades y aplicaciones de elementos naturales para mantener o mejorar nuestro bienestar físico, mental y emocional. La Naturaleza está repleta de elementos para mantener nuestra salud o restablecerla en caso de desequilibrio. Desde tiempos inmemoriales la humanidad ha usado productos extraídos de la naturaleza para su uso.

Hoy en día hay muchas terapias, métodos o formas naturales de practicar la Naturopatía como Homeopatía, Acupuntura, Reiki, Suplementos vitamínicos y minerales, Medicina Tradicional China…

 

En particular mi campo de trabajo está dentro de la conocida como Naturopatía Fitocomplementaria, esta se fundamenta en el uso de productos extraídos del reino vegetal. Me decanto como principal herramienta en consulta por el uso de los Aceites Esenciales, ya que estos me permiten actuar sobre el cuerpo y a un nivel más profundo sobre las emociones. Para sustituir a los Aceites Esenciales, donde estos no pueden usarse de forma segura, elijo a las Plantas Medicinales y sus propiedades. Como tercera herramienta en mi maletín y no por ello menos importante, llevo a las Flores de Bach para completar o sumar los beneficios de las anteriores.
Desde mi punto de vista, el malestar de una persona tiene que entenderse de forma integral, no solo tratar el síntoma, sino investigar por qué se ha llegado a ese punto. Pues la enfermedad es solo la manifestación física del desequilibrio mental y emocional vivido. Por todo esto considero importante mantener una conversación extendida con cada persona y centrarse en cómo se siente, qué pensamientos le rondan o qué experimenta con ese malestar que le aqueja, más que el mero tratamiento del síntoma que manifiesta su cuerpo.

Quizás hayas experimentado en alguna ocasión cómo una discusión con alguien, una mala noticia o un simple sofoco, te ha originado en las siguientes horas: indigestión, dolor de cabeza, herpes labial, subida de tensión o temperatura corporal; e incluso un ligero resfriado. Algunos de estos síntomas son fácilmente identificables y consecuencia directa de un problema vivido a nivel emocional que el cuerpo expresa de distintas formas. Según la persona y su sentir particular de la situación.

Tenemos una mente extraordinaria capaz de poner un cohete en órbita, pero también de enfermarnos con pensamientos destructivos o nocivos, que nos llevan y mantienen en emociones de baja vibración.

Nuestros pensamientos y emociones tienen fuerza propia para cambiar nuestra realidad y esto podemos usarlo para ayudar a mantener nuestra salud o recuperar nuestro bienestar.

Como consecuencia de esta percepción de la Naturopatía, la ayuda o acompañamiento es totalmente individualizada y conlleva diferentes técnicas y procedimientos para cada persona. Es obvio también que la persona debe tener una perspectiva más consciente y una visión completa y abierta del ser humano.

“El deseo de sanarse ha sido siempre la mitad de la salud” -Séneca.

Por último, aunque no menos importante, considero que para cualquier ámbito de la salud, ya sea tradicional o complementaria, atender a una persona con el deseo sincero de sanarse, es tener el camino medio recorrido. Ya que la motivación y la fe por mejorar y recuperar su bienestar son imprescindibles.

Si buscas un recurso diferente a tus problemas y crees que puedo ayudarte a mejorar o restablecer tú bienestar, ponte en contacto conmigo.

Seguro que encontramos una solución eficaz


ALGUNAS PREGUNTAS A RESPONDER

¿Qué es la Naturopatía?

La Naturopatía se basa en el uso de las propiedades y aplicaciones de elementos naturales, para mantener o mejorar nuestro bienestar físico, mental y emocional.

El planteamiento Naturópata fomenta la salud en el individuo. Busca fortalecer el medio interno de la persona, y averiguar las causas que le llevaron al desequilibrio, para evitar que reaparezca. Trabaja una visión integral del individuo, sin centrarse solo en los síntomas.

¿Qué es un Naturópata?

Un Naturópata es una persona con formación y conocimientos tanto del funcionamiento del cuerpo humano, como de los recursos y productos naturales disponibles, cuya función es la de prevenir y tratar el malestar  de cada persona a través de la observación y el seguimiento de las leyes de la Naturaleza.

¿Quién acude a un Naturópata?

– Como preventivo para personas que desean corregir desviaciones y mantener su estado pleno de salud física, mental y emocional.
– Personas que se encuentran mal por algún motivo y quieren tratar su padecimiento de forma natural.
– Personas diagnosticadas por su médico y que desean complementar su tratamiento con la aportación de productos naturales.
– Personas que no encuentran la solución que buscan a su situación en la medicina y desean usar la Naturopatía como otra opción.

¿Cómo es una sesión con un Naturópata?

Es una entrevista personal, de la cual se obtiene información respondiendo a determinadas preguntas y de la observación consciente ante esas respuestas.

El tratamiento es completamente personalizado y diferente en todos los casos. Importa poco el tiempo o el nombre que le hayan dado a su problemática, lo realmente importante es la persona, saber cómo vive y siente lo que le sucede.

¿Qué herramientas emplea?

Según lo que necesite la persona, se puede trabajar con diferentes herramientas, principalmente Aceites Esenciales, Fitoterapia, Flores de Bach y cualquier otro producto de herbolario adecuado a cada uno. Se refuerza el tratamiento con el trabajo de afirmaciones, planes de 21 días y por supuesto el acompañamiento en todo el proceso.

¿Contraindicaciones de la Naturopatía?

Las Contraindicaciones son mínimas, pues al hacerse un trabajo individualizado se logra encontrar la(s) técnica(s) más indicada para cada persona, según su personalidad, preferencias u otras características específicas.

 

Si te ha gustado puedes compartirlo y si te ha sido útil cuéntame o deja tu comentario al final

Email

GRACIAS

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *